Mi?rcoles, 02 de febrero de 2011

LA PROFEC?A DE LA SALETTE Y LOS AP?STOLES DE LOS ?LTIMOS TIEMPOS

Bueno en esta ocasi?n os traemos una profec?a de las apariciones de la Salette en la que se nos habla de aquellos que sin saberlo van a dar la cara y a dar testimonio del verdadero Jes?s y del verdadero cristianismo, como lo fue en su principio y que han sido elegidos y guiados por el Esp?ritu Santo para hacerlo, veamos pues:

La profec?a de La Salette, habla de los Ap?stoles de los ?ltimos tiempos, que como un reducto preservado conservar? la fidelidad a Jesucristo.

?

Los ap?stoles de los ?ltimos tiempos ser?n verdaderos servidores de la Santa

Virgen, libres con la libertad de Dios, desasidos de todo, esclavos del amor y de la voluntad de Jes?s y Mar?a, de la raza de Mar?a en oposici?n a la raza de Satan?s, conscientes que la persecuci?n que los hijos y la raza de Belial librar?n contra los hijos de la raza de la Virgen Mar?a. Tal como se afirma en la oraci?n Abrasada, para terminar exclamando: ?Se?or, levantaos, ?Por qu? parec?is dormir? Levantaos en vuestra omnipotencia,

vuestra misericordia y vuestra justicia, para formaros una compa??a escogida de guardaespaldas, que guarden vuestra casa, defiendan vuestra gloria y salven vuestras almas, a fin de que no haya sino un solo reba?o y un pastor y que todos os rindan gloria en vuestro templo: Et in templo euis omnes dicent gloriam. Am?n?.

?

Por medio de Mar?a se comenz? la salvaci?n del mundo, por medio de Mar?a se debe

consumar. La Sant?sima Virgen, ?Habiendo sido el camino por donde Jesucristo ha venido a nosotros la primera vez, lo ser? tambi?n cuando Este venga la segunda, aunque de diferente manera?.

?

En fin, Mar?a ha de ser terrible al demonio y a sus secuaces como un ej?rcito colocado en orden de batalla, principalmente en estos ?ltimos tiempos, porque el diablo, sabiendo que tiene poco tiempo y mucho menos que nunca para perder las almas, redobla todos los d?as sus esfuerzos y sus ataques;...?.

?

Veamos como un amado de Mar?a; San Luis Grignion no puede ser m?s apocal?ptico y actual al ver que estamos y vivimos en esos crueles y ?ltimos ataques de los ?ltimos tiempos, que ir?n creciendo hasta la aparici?n del Anticristo: ?De estas ?ltimas y crueles persecuciones del diablo, que ir?n aumentando de d?a en d?a hasta que venga el reinado del

Anticristo, es de las que principalmente se ha de entender aquella primera y c?lebre predicci?n y maldici?n de Dios, fulminada en el para?so terrenal contra la serpiente?.

?

Pues en verdad y como hace ver el Santo sabemos que: ?En fin, Mar?a ha de ser terrible al demonio y a sus secuaces como un ej?rcito colocado en orden de batalla, principalmente en estos ?ltimos tiempos, porque el diablo, sabiendo que tiene poco tiempo y mucho menos que nunca para perder las almas, redobla todos los d?as sus esfuerzos y ataques; suscitar? en breve nuevas persecuciones y armar? terribles emboscadas a los servidores fieles y a los hijos de Mar?a, a quienes les cuesta vencer mucho m?s que a los otros?.

?

Como se ve, no se puede ser m?s apocal?ptico y milenarista (reinado de Cristo en la tierra) con estas consideraciones del Santo. Ni tampoco se puede estar m?s acorde con la invocaci?n del Padre Nuestro: venga a nosotros tu reino (adveniat regnum tuum).

?

Para aquellos que por ignorancia o por la confusi?n espantosa acerca del dif?cil tema del Milenarismo puedan desconfiar sobre esta afirmaci?n referente al milenarismo de San Luis Grignion, citaremos para su informaci?n, la importante nota aparecida al pie de la p?gina de la Edici?n espa?ola de las obras de San Luis Mar?a Grignion de Montfort de la BAC, Madrid 1954 p. 466, en la cual se reconoce lo siguiente : ?Sabiendo

que los escritos de San Luis de Montfort est?n especialmente aprobados y recomendados por la Iglesia, nadie habr? que piense que se encuentre en ellos un error por ella condenado, como es el milenarismo carnal.

?

Pudiera, sin embargo pensarse que participa el piados?simo autor del milenarismo espiritual admitido por algunos Santos Padres y seguido a?n por varios escritores modernos pero desechado generalmente por los te?logos?. Esto es una desgracia, pues el milenarismo patr?stico (o espiritual) fue doctrina com?n de la Iglesia durante los primeros 5 siglos del cristianismo, vini?ndose a obscurecer por las desfiguraciones grotescas y hasta her?ticas, lo cual hizo que se fuera relegando insensiblemente en el olvido, al igual que sucedi? con las profec?as sobre la primera venida de Nuestro Se?or Jesucristo solo conservadas en su verdad y pureza por muy pocos entre el pueblo elegido que sumido pr?cticamente en la apostas?a culmina en el Deicidio.

?

Los Ap?stoles de los ?ltimos tiempos de La Salette y de San Luis Grignion de Montfort, son los sacerdotes fieles a la Tradici?n de la Iglesia que deber?n enfrentar las

tinieblas del error y la gran apostas?a cumpliendo lo anunciado en La Salette: ?...llamo a mis hijos, a mis verdaderos devotos, a los que ya se me han consagrado, a fin de que los conduzca a mi divino hijo, a los que llevo, por decirlo as?, en mis brazos; a los que han vivido de mi esp?ritu, finalmente, llamo a los ap?stoles de los ?ltimos tiempos, a los fieles disc?pulos de Jesucristo. (...) Ya es hora de que salgan y vengan a iluminar la

tierra.(...) Pelead, hijos de la luz, vosotros, peque?o n?mero que ah? veis; pues he aqu? el tiempo de los tiempos, el fin de los fines. La Iglesia ser? oscurecida, el mundo quedar? consternado? (La Salette p. 75-76).

?

As? mismo habr? muchos consagrados al servicio de Dios que lo ser?n tambi?n y no ser?n sacerdotes exclusivamente, sino que el Esp?ritu, elegira a personas normales y corrientes para ello.

?

Recordemos simplemente algunas expresiones que se refieren a un precursor del Anticristo que pretender? aniquilar el culto del Creador, al nacimiento del Anticristo, a Roma convertida en sede del Anticristo, a los ap?stoles de los ?ltimos tiempos, al peque?o n?mero (reba?o) de fieles, al tiempo de ?los tiempos, al fin de los fines, el sol se oscurece, agua y fuego purificar?n la tierra. ?M?s apocal?ptico que esto qu? se puede esperar

en una profec?a?

?

Claro est?, que nuestra esperanza, se encuentra, al igual que para Santa Teresita del Ni?o Jes?s, en lo expuesto en el libro de cabecera que tanto la reconfortaba: ?El objetivo que nos proponemos en este primer discurso, es recordar los testimonios de las Santas Escrituras y especialmente aquel del Evangelio de este d?a, el cual nos afirma que despu?s de un espacio m?s o menos extenso de siglos, el orden de las cosas visibles

aqu? abajo dar? lugar a un orden nuevo y permanente y que a la era combatiente del tiempo suceder? la era de la estabilidad y del reposo?. Y si la Iglesia

pasara su pasi?n, saldr? mas robustecida y triunfante, aunque pase, por la noche m?s oscura, pues: ?Cuando la tempestad ser? m?s violenta, cuando la Iglesia estar? sin piloto3, cuando el sacrificio no sangrante habr?

cesado en todas partes, cuando todo parecer? humanamente perdido, se ver? surgir, dice San Juan, dos testigos? (Ibid p.54); todo esto ser? el preludio del Reinado de Cristo en la tierra, cumpli?ndose la gran profec?a, a?n no realizada sobre la tierra: ?Y habr? un s?lo reba?o y un s?lo pastor? (Jn 10,16).

?

Retengamos la sabia exhortaci?n de San Pablo: ?No apagu?is el Esp?ritu. No menospreci?is las profec?as.

?

Examinadlo todo y quedaos con lo bueno? (1 Tes, 19-20). De tal modo que ?vivamos sobria, justa y

piadosamente en este siglo actual, aguardando la dichosa esperanza y la aparici?n de la gloria del gran Dios y

salvador nuestro Jesucristo? (Tit. 2,12-13).

?

?

Que el tiempo se aproxima, mucho m?s de lo que nos imaginamos baste para convecernos de ello, lo que el

?ltimo Papa Santo, San P?o X dijo en su primera enc?clica E supremi apostolatus de 1903, al ver la deplorable situaci?n de los tiempos en que le toc? regir la Iglesia: ?Es indudable que quien considere todo esto tendr? que admitir de plano, que esta perversi?n de las almas es como muestra, como pr?logo de los males que debemos esperar en el fin de los tiempos; o incluso pensar? que ya habita en este mundo el Hijo de la Perdici?n de qui?n habla el Ap?stol.? Y que tambi?n prof?ticamente percib?a que la hora de Cristo, de aquel

gran d?a deb?a llegar: ?Por una especie de moci?n oculta, nos parece apreciar que est?n a punto de cumplirse aquellas esperanzas que impulsaron prudentemente a Nuestro antecesor P?o y a todos los obispos del mundo a proclamar solemnemente la concepci?n inmaculada de la Madre de Dios.?.

?

Estemos preparados para el momento, que sin lugar a dudas llegar?.

?

Fdo. Cristobal Aguilar.

?


Image Hosted by ImageShack.us
By cristobalaguilar at 2011-02-03
Comentarios
Publicado por Gatitapr500
Viernes, 11 de febrero de 2011 | 0:40

Hola, en cuanto al articulo de la profecía de La Salette, me parece interesante y muy fuerte el contenido. Pienso que podemos ser la generación que le toque vivir esto.Dios nos ayude, lo que tiene que pasar pasará.

 
¡Recomienda esta página a tus amigos!
Powered by miarroba.com Contador de visitas y estadísitcas
In nomine Patris et fillii et Spiritus Sancti