Lunes, 03 de enero de 2011

LAS FUENTES DEL CRISTIANISMO - PROCEDENCIA DE MUCHOS DE SUS ESCRITOS

Sobre la vida y obras de Jes?s, la ?nica y exhaustiva fuente literaria de que disponemos es la colecci?n de escritos conocida como Nuevo Testamento, por oposici?n al Antiguo Testamento, el conjunto de los escritos que compon?an la Biblia jud?a y que durante mucho tiempo, como ?escrituras?, siguieron siendo en la traducci?n griega de los Setenta el texto de las primitivas comunidades cristianas.

El canon del Nuevo Testamento, igual que el canon del Antiguo Testamento, ha tenido una historia complicada. Junto a la tradici?n oral ?que durante mucho tiempo sigui? siendo fundamental? referente a la vida y a las palabras de Jes?s, se fueron condensando muy lentamente los primeros n?cleos escritos, que llevaron a la redacci?n de los Evangelios sin?pticos, el m?s antiguo de los cuales es el de Marcos (seg?n algunos cr?ticos, redactado antes del a?o 70), seguido del Evangelio atribuido a Juan (las cartas aut?nticas de Pablo ser?an pues los escritos m?s antiguos del canon).

Pero habr? que esperar hasta mediados del siglo II para que el problema del canon se planteee de forma dr?stica incluso para las comunidades cristianas. Marci?n, un cristiano antijud?o, intent? hacia el a?o 140 elaborar un canon, del que quedaban excluidos todos los libros del Antiguo Testamento y en el que solamente se inclu?an el Evangelio de Lucas y diez cartas de Pablo, siguiendo su criterio teol?gico consistente en dar primac?a al Dios de la gracia, cuyo anuncio Marci?n s?lo hallaba en estos escritos.

La respuesta de la Gran Iglesia aparece en el llamado Canon murato?ano (descubierto por Ludovico Antonio Muratori), de finales del siglo II, que nos proporciona una primera lista completa, aunque no definitiva (incluye, por ejemplo, el Apocalipsis de Pedro, que m?s tarde ser? excluido del canon).

La unanimidad entre los Padres no se alcanz? hasta finales del siglo IV, con los concilios de Hipona y de Cartago. El canon aprobado entonces, y que se considera definitivo, comprende: los cuatro Evangelios de Mateo, Marcos, Lucas y Juan, los Hechos de los ap?stoles, trece cartas de Pablo, la carta a los jud?os, la carta de Santiago, las dos de Pedro, las tres de Juan, la de Judas y, por ?ltimo, el Apocalipsis. El total es de veintisiete obras.

Fuentes: Consultadas diversas fuentes.
Fdo. Cristobal Aguilar.


Image Hosted by ImageShack.us
By cristobalaguilar at 2011-02-03
Comentarios
 
¡Recomienda esta página a tus amigos!
Powered by miarroba.com Contador de visitas y estadísitcas
In nomine Patris et fillii et Spiritus Sancti