Martes, 31 de agosto de 2010

LAS APARICIONES DE GARABANDAL Y LA CONFORMIDAD DE PABLO VI

Aunque parezca sorprendente muchos sacerdotes, obispos, cardenales y a?n varios papas an dado su conformidad al mensaje y pract?camente contenido de estas apariciones y sus mensajes, aqu? vamos a tratar en profundidad la conformidad que en su d?a dio Pablo VI sobre las mismas.

Veamos pues:

En una hoja de la "Legi?n Blanca" con el imprim?tur del Obispo de Tacna en Per? D. Alfonso Zaplana Belliza, el Padre Javier Escalada dice que el Papa Pablo VI dijo lo siguiente sobre las Apariciones de la Virgen en Garabandal: "Es la historia mas hermosa de la humanidad desde el Nacimiento de Cristo. Es como la segunda Vida de la Sant?sima Virgen en la tierra y no hay palabras para agradecerlo."

En una carta de Monse?or Manuel P?o L?pez, Arzobispo de Jalapa, al Padre Gustavo Morelos con fecha de 8 de Julio de 1966 dice: "teniendo en cuenta las indicaciones de la Santa Sede y del Excelent?simo Ordinario de Santander - Espa?a - as? como lo prescrito por el C?digo de Derecho Can?nico, aprobamos la publicaci?n del Mensaje de la Sant?sima Virgen en San Sebasti?n de Garabandal ".

D. Doroteo Fern?ndez, Obispo de Santander durante las Apariciones, finalmente crey? en Garabandal en contra de la opini?n de la comisi?n, adem?s el Dr. Morales, jefe de dicha comisi?n, a?os despu?s crey? en las Apariciones como as? lo declar? en conferencia p?blica.

En Enero del 12 a 19 de 1966, Conchita, la vidente de las principales profec?as y mensajes, es convocada a Roma por el pro-prefecto de la Sagrada Congregaci?n para la doctrina de la Fe, Cardenal Ottaviani. fue interrogada durante dos horas por el mismo Cardenal y otros miembros de la Sagrada Congregaci?n.

El Cardenal Ottaviani qued? muy satisfecho y Conchita pide ver al Papa. En el encuentro con el Papa este le dijo "Conchita, Yo te bendigo y conmigo te bendice toda la Iglesia".

Su Santidad el Papa Pablo VI concedi? la Bendici?n Apost?lica a la Obra de difusi?n de los Mensajes de Garabandal el 12 de Junio de 1967.

En una Audiencia dada al jesuita Padre Javier Escalada, dec?a este al Papa que "hab?a mucha oposici?n a creer en las Apariciones de Garabandal", el Papa le corta y dice:

"No importa, diga a esas gentes que es el Papa qui?n desea se hagan p?blicos esos Mensajes y a la mayor urgencia ".

?

Circunstancias que dieron lugar al decreto del Papa Pablo VI sobre las Apariciones de La Sant?sima Virgen Mar?a en San Sebasti?n de Garabandal.

Estando Conchita en casa del Se?or Emilio del Valle, el Obispo de Le?n le dijo de escribir un diario. As? lo hizo y este diario es el que se ha hecho p?blico.

Adem?s de este diario, escribi? otro privado suyo en un tiempo de felices recuerdos y un tercero para Madre Nieves, este ?ltimo lo escribi? en una ?poca de oscuridad y dudas, y en esas fechas estaba en un colegio de hermanas religiosas Concepcionistas. Este tiempo de noche oscura, que tanto la hizo sufrir, termin? un tiempo despu?s. El diario privado de Conchita fue le?do por su confesor, el santo Padre Nieto, que resid?a en la Universidad Pontificia de Comillas.

A 19 de Agosto de 1965 ya el Papa Pablo VI hab?a le?do el libro "La Estrella en la Monta?a" sobre las Apariciones de Garabandal y las circulares del Dr. Bonance y tambi?n hab?a le?do el Diario de Conchita, una de las cuatro videntes de Garabandal.

La supresi?n de audiencias unas semanas antes se debi? a que se retir? a leer, estudiar y meditar sobre esta documentaci?n, que tambi?n estaba en manos del Santo Oficio. El Vaticano segu?a atentamente y favorablemente los acontecimientos de Garabandal.

Debido a que llegaban a Roma muchas informaciones mal intencionadas y tendenciosamente equivocadas y por otro lado solicitando incluso un decreto para que se prohibiese a los Sacerdotes, Religiosos y Fieles subir a Garabandal, el Papa Pablo VI dio un decreto el 14 de Octubre de 1966 sobre las Apariciones para toda la Iglesia.

?

Decreto del Papa Pablo VI sobre las Apariciones.

?

??? El Canon 1399 prohib?a por derecho la publicaci?n de ciertos libros tales como aquellos que tratan de revelaciones, visiones, profec?as y milagros.

??? Este Canon ha sido derogado. Esto significa que en lo que se refiere a estas publicaciones se levanta la prohibici?n en cuanto a ser sujeto de ley eclesi?stica.

??? Esto significa que de aqu? en adelante se permite a los Cat?licos, sin necesidad de Imprimatur o de Nihil Obstat o cualquier otro permiso, publicar sucesos de revelaciones, visiones, profec?as y milagros. Por supuesto estas publicaciones no deben poner en peligro la FE y la MORAL; esta es la regla general que cada Cat?lico debe seguir en todas sus acciones, aun periodistas, especialmente periodistas.

??? De aqu? que no hay ninguna prohibici?n relativa a Apariciones, sean ellas reconocidas o no por la Autoridad Eclesi?stica.

??? Por la misma raz?n se permite a los Cat?licos frecuentar lugares de Apariciones, a?n aquellas no reconocidas por los Ordinarios de la Di?cesis o por el Santo Padre; supuesto que los Cat?licos visitantes que frecuenten estos lugares deben respetar la FE y la MORAL. Sin embargo ellos no son sujeto de ninguna disciplina eclesi?stica, ni aun en su Oraci?n p?blica. Se requiere permiso tan solo para la celebraci?n de la Santa Misa o cualquier otro servicio religioso.

??? El Canon 2318 dispon?a penas contra los que violasen las leyes de censura y prohibici?n. Este Canon ha sido derogado a partir de 1966.

??? Nadie puede incurrir en censura eclesi?stica por frecuentar lugares de apariciones, aun aquellas no reconocidas por los Ordinarios de la Di?cesis o por el Santo Padre.

??? Tambi?n aquellos que hubieran incurrido en las prohibiciones tratadas en el Canon 2318 ser?n igualmente absueltos por el mismo hecho de la abrogaci?n de este canon.

??? Alfredo Cardenal Ottaviani, Pro-Prefecto.

??? P. Parente, Secretario.

Aprobado por SS. el Papa Pablo VI el 14 de Octubre de 1966, publicado el 15 de Noviembre y en A.A.S. 58/16 a 29 de diciembre 1966, en vigor desde el 29 de Marzo de 1967, a los tres meses de su? publicaci?n.

Su Santidad Juan Pablo II aprueba las decisiones de sus predecesores y con su propio ejemplo de Visitar y Orar en los lugares aprobados por la Iglesia donde nuestra Madre la Virgen Mar?a se ha aparecido y en los que por su mediaci?n se obtienen tantas gracias para las almas, salud para todas las enfermedades y sentirse amados por Dios nuestro Padre que es el destino eterno de nuestras vidas.

Fuentes: Diversas.
Transcrito por: Cristobal Aguilar.


Image Hosted by ImageShack.us
By cristobalaguilar at 2011-02-03
Comentarios
 
¡Recomienda esta página a tus amigos!
Powered by miarroba.com Contador de visitas y estadísitcas
In nomine Patris et fillii et Spiritus Sancti