Martes, 17 de agosto de 2010

SAN COSME Y SAN DAM?AN

Son dos hermanos gemelos que ejerc?an gratuitamente la medicina en la ciudad de Egea de Cilicia. Lo nacen con el fin de difundir la re cristiana entre sus pacientes.
Se encuentran entre los santos m?s famosos de la antig?edad. Por ello se levantan en su honor bas?licas en Jerusal?n, Constantinopla, Roma, etc.
Como datos hist?ricos tenemos el que su nombre figura desde la antig?edad en el Canon romano y en las iglesias y bas?licas que les fueron erigiendo. Son patronos de los m?dicos e invocados frecuentemente por los enfermos de toda condici?n. Su vida est? llena de leyendas en cuanto a la forma del martirio (se cree que fueron decapitados) y en cuanto a los milagros que se les atribuyen, como el haber repuesto a un enfermo blanco la pierna de un hombre negro muerto. As? se les representa muchas veces. Y todo lo hac?an guiados por amor a Jesucristo que sufre en el enfermo. Su fiesta se celebra el 26 de septiembre.


Mensaje


La gratuidad. Todos hemos recibido dones y favores sin haberlos merecido. Cuando ese favor o ese beneficio se entregan al pr?jimo sin esperar nada a cambio, esto es, por puro amor, entonces se est? ejerciendo la gratuidad, se est? obrando gratuitamente.
Eso es lo que hac?an nuestros santos m?dicos:
? curaban con amor,
? no cobraban nada a sus pacientes enfermos
? y lo hac?an con la finalidad de que sus pacientes se dispusieran a recibir el gran don de la fe cristiana.
?Pura gratuidad todo ello! El modo en que se da vale m?s que lo que se da; y en el modo y los fines que persiguen se ve reflejado su talante de gratuidad.
Ellos sab?an muy bien que en la vida s?lo se posee aquello que se entrega gratuitamente. Si en algo (en todo) es Jes?s modelo consumado, es en la gratuidad. ?l da todo gratuitamente (?y de qu? modo!) al darse a s? mismo.
Jes?s dice: ?Da a quien te pida? (Mt 5,42). No en recibir, sino en dar y en hacerlo gratuitamente, est? el gran tesoro del cristiano.
El m?rito, al ser ?personal e intransferible?, queda escrito en el alma, en el libro de la vida. Nuestros santos, al darlo todo, se hicieron ricos en todo y ahora disfrutan de la gloria de su gran amor y servicio a los hombres.

Fdo. Cristobal AGuilar.


Publicado por cristobalaguilar @ 0:13  | Vidas de Santos
Comentarios (0)  | Enviar
Image Hosted by ImageShack.us
By cristobalaguilar at 2011-02-03
Comentarios
 
¡Recomienda esta página a tus amigos!
Powered by miarroba.com Contador de visitas y estadísitcas
In nomine Patris et fillii et Spiritus Sancti