Viernes, 18 de junio de 2010

LOS ?NGELES DE LA GUARDA, NUESTROS GU?AS ESPIRITUALES

Existen desde antes de la Creaci?n, y Dios los cre? para poner orden en el principio de "todas las cosas". En el primer relato del G?nesis, al hablar de los or?genes del mundo y de la humanidad, dice: "En el principio cre? Dios los cielos y la tierra. La Tierra era caos y confusi?n y oscuridad por encima del abismo, y un viento de Dios, aleteaba por encima de las aguas".

El ?ngel de la guarda, aunque no consta ni se menciona en ninguna clasificaci?n y tr?ada, es el m?s popular, "el m?s familiar", y pr?cticamente todos los m?sticos lo mencionan en las diferentes ?pocas de la historia humana.

Para el fil?sofo griego Arist?teles, "es un esp?ritu metaf?sico", porque "est? m?s cerca humanamente del hombre"; para Plat?n, tiene una relaci?n con las "lares", antiguas divinidades griegas, protectoras, y para Pit?goras, fil?sofo distante, fue el ?nico que escuch? las armon?as de las esferas celestes, bajo el Hades, y los relacion? con los esp?ritus celestes.

En todas las mitolog?as, su presencia se hace "latente", es como un "aliento de Dios", que vibra a nivel humano, se presiente su presencia, se le adivina, se le implora, se le reza, y se le mitifica. En las leyendas populares, las hadas protectoras son claras versiones de las divinidades femeninas ben?ficas, que adquieren valor de sacralidad.

Para Francesco Petracta, poeta del renacimiento, propulsor del humanismo, "el ?ngel de la guarda" representa, "el tierno abrazo de Dios con el hombre", y en sus poemas de neta inspiraci?n latina y religiosa, en la que sus Ep?stolas Familiares, respiran un profundo an?lisis de la vida sentimental, acabar? confesando, "que la ternura" es la capacidad del ?ngel por todo lo humano, es "el valor divino de lo humano".

En pleno renacimiento surgir? un personaje extraordinario: Lorenzo de M?dicis, y con ?l, el arte sacro adquirir? proporciones de incalculable valor en la pintura, en la escultura, en la m?sica y en la literatura, los ?ngeles ser?n la proyecci?n del sentimiento religioso de esta dorada ?poca.

Las Catedrales de Florencia y Mil?n, est?n repletas de alegor?as y grandes lienzos que representan diversos ?ngeles en adoraci?n a Dios.

San Juan de la Cruz, el gran m?stico espa?ol, los llama, "el soplo divino de Dios", y Santa Teresa de Jes?s, "el ?ngel dom?stico".

?

Para los te?logos, "el ?ngel de la guarda", es un ?ngel com?n, y por esta raz?n, es el m?s com?n de los ?ngeles. Y por ser tan "natural", interviene en todos los problemas humanos del hombre, y est? considerado tambi?n el "?ngel de la infancia", y desde peque?os se inculca a los ni?os su devoci?n hacia ?l.

Seg?n algunos hagi?grafos, un ?ngel de la guarda, dio de comer al buey y a la mula, del establo de Nazareth, y "mecieron la cuna del Salvador". Indudablemente, muchas leyendas y tradiciones se han tejido alrededor del "?ngel de la guarda", la mayor?a son fruto de la imaginaci?n popular, atribuy?ndoles actuaciones que rayan con el mito, pero la realidad es que aparecen siempre cuando m?s los necesita el hombre, y "esta fuerza invisible", ha creado una excelsa devoci?n que no ha cesado desde el siglo XVI.

Pero el ?ngel de la guarda, protector de la infancia, tiene una relaci?n directa, con la naturaleza, con los r?os, las plantas, la vegetaci?n, por alguna desconocida raz?n es llamado "el ?ngel del roc?o".

En las tradiciones catalanas, "de la pagesia popular", Aymerich se?ala, que "el ?ngel de la guarda", cuida de los campos, de las siembras y de las cosechas", y Baltasar Graci?n, afirma que "en cada grano de trigo, se halla la presencia de un ?ngel", y aunque esto nos invite a la sonrisa, es una realidad patente, pues Santa Teresa tambi?n dijo "que Dios est? en todos los pucheros".

Para algunos autores cristianos, el ?ngel de la guarda, es tambi?n "el ?ngel de los dulces sue?os", que vela mientras dormimos en nuestra alcoba para librarnos de las pesadillas, y alejar el mal de nuestro entorno. Pero es tambi?n el ?ngel de los enfermos, que invisiblemente se halla en la cabeza del que postrado en la enfermedad, est? a la vera de la cabecera del lecho del enfermo.

Se le considera, "el ?ngel de los objetos perdidos", e interviene con frecuencia en nuestras vidas, iluminando nuestros pensamientos y acciones. Un ?ngel, "horizontal", para el matem?tico ingl?s Peterson, porque "se mueve a nivel de ras de tierra", y "perpendicular", porque viene directamente de Dios.

Un ?ngel, que "destila ternura", esta facultad perdida en nuestros tiempos de materialismos, y que indudablemente a nivel humano puede cometer errores, pero tiene la capacidad de corregirlos inmediatamente, porque tiene una naturaleza divina.

?

Para Fray Luis de Le?n, "el ?ngel de la guarda", es un ?ngel de mente clara, pies ligeros, y reflejos r?pidos, y, ?no son ?stas, condiciones muy humanas?

Silencioso a veces, sin que nos demos cuenta, realiza su oficio prudentemente, y no pide nada a cambio. El ?ngel de la guarda, es generoso, complaciente, y eficaz en la soluci?n de muchos de nuestros problemas.

Cuenta la biograf?a del pintor Murillo, c?lebre por su cuadro de la Inmaculada Concepci?n, que en un momento de des?nimo, sinti? "la presencia del ?ngel", que lo impulsaba a terminar el famoso cuadro.

Baltasar Graci?n, jesuita y escritor espa?ol (1601-1658), al referirse a los ?ngeles dice:
"Los ?ngeles, esp?ritus divinos, son la aurora del amanecer y el crep?sculo de nuestros sue?os".

Y Carl G. Jung, conviene con Adler, que los ?ngeles de la guarda, son nuestros sue?os infantiles que con la edad se hacen realidad, lo que de alguna manera, el creador de la moderna psicolog?a, afirma con estas palabras la existencia real de los ?ngeles de la guarda.

Nos extender?amos al referirnos a las palabras de alabanza, y de reconocimiento de muchos poetas, m?sticos, ascetas, que a lo largo de la historia han reconocido "esa misteriosa presencia", y que la literatura se ha hecho eco de aquellas afirmaciones.

Desde Dante, en su Divina Comedia, en busca de Beatriz, a Milton, en su Para?so Perdido, o a Papini, en su Juicio Universal todos ellos elevan un canto de alabanza a los ?ngeles de la Guarda.

La Iglesia celebra la festividad del ?ngel de la guarda el 2 de octubre, y la devoci?n es tan popular que en m?s de 1.327 iglesias de los pa?ses catalanes, hay una liturgia especial para este d?a, y curiosamente, en la c?spide del campanario de las mismas, junto al pararrayos, figura como veleta a los cuatro vientos, un ?ngel con las alas desplegadas, como se?al de bienvenida a los forasteros o vecinos de la localidad.

El ?ngel, en esta postura, simboliza "el abrazo de Dios al pueblo fiel".

"Brisa al viento", "saeta voladora", que al azar se posa en nuestra alma... son algunos de los versos de aqu?l rom?ntico llamado Gustavo Adolfo B?cquer, y cuya poes?a ha quedado en el recuerdo de muchas personas.

Los ?ngeles de la guarda, est?n ah?, a la espera del abrazo, de la plegaria, dispuestos a darnos "la mano" en cualquier momento, y creo que a lo largo de estas p?ginas ha quedado demostrado.

Fdo. Cristobal Aguilar.


Publicado por cristobalaguilar @ 0:13  | Los ?ngeles
Comentarios (0)  | Enviar
Image Hosted by ImageShack.us
By cristobalaguilar at 2011-02-03
Comentarios
 
¡Recomienda esta página a tus amigos!
Powered by miarroba.com Contador de visitas y estadísitcas
In nomine Patris et fillii et Spiritus Sancti