Sábado, 09 de enero de 2010
¿ESTAREMOS EN LOS ÚLTIMOS TIEMPOS?

LA VÍRGEN SE APARECE EN ZEITUM

En los suburbios de El Cairo, en Egipto, se ha visto una brillante aparición sobre los tejados de dos iglesias coptas, desconcertando a la vez tanto a los creyentes como a los escépticos, desde abril de 1968. Surgiendo a primeras horas de la madrugada, y descrita por alguien como parecida a la Virgen María, la visión se produjo por primera vez encima de la iglesia copta de Santa María, en Zeitum. Durante tres años, miles de personas se congregaron en aquel lugar para ser testigos del fenómeno nocturno.

    Tras su última aparición, en 1971, la visión no se repitió hasta 1986, cuando la figura se materializó otra vez en lo alto de San Damián, otra iglesia copta de las afueras del Cairo. Según testigos oculares, la visión fue a menudo acompañada de olor a incienso y toda la cúpula de la iglesia brillaba con la imagen suspendida por encima de ella.

    Las multitudes, llegaron a ser tan concurridas, delante de la iglesia de San Damián, que la policía de El Cairo se presentó allí para guardar orden. Musad Sadik, un periodista que cubría con regularidad el acontecimiento para un periódico afincado en El Cairo, contó que, en una ocasión, el espíritu fue visible durante veinte minutos completos. Aunque los científicos han intentado tacharlo de fraude, de alucinación en masa o fenómeno óptico natural, o descargas eléctricas desde la techumbre de la iglesia, nadie ha explicado este fenómeno de una forma convincente.

EL MISTERIOSO CALENDARIO MAYA

   Creado hace más de 5.000 años, el antiguo calendario maya resulta sorprendentemente exacto. Su computerizada complejidad sorprende a los arqueólogos y a los astrónomos: entre otras proezas, los mayas determinaron de manera correcta que el Sol, la Luna y el planeta Venus se encuentran en la misma alineación sólo cada 104 años. De todas las razas antiguas, los mayas llegaron al más cercano reconocimiento de la exacta duración del año solar. Nuestro cálculo actual es de 365,2422 días. mientras que los mayas, empleando sus propios cálculos e instrumentos a partir de la altura de sus pirámides, llegaron a dar la cifra de 365,2420, con una diferencia de sólo 0,0002 de día, millares de años antes de que cualesquiera otros llegaran tan cerca.

    ¿Cómo fueron capaces los antiguos mayas de realizar unas observaciones astronómicas tan precisas mucho antes de la invención del telescopio? Según nuestras propias leyendas acerca de la civilización, el calendario fue un don de los "extranjeros del mundo de las estrellas".

VELIKOVSKY, LA BIBLIA Y LOS PLANETAS

   Immanuel Velicovsky, un autor nacido en Rusia que llegó a Estados Unidos en 1939, provocó una tormenta científica, once años después con su libro Mundos en colisión, los ecos del cual aún reverberan en el mundo de la ciencia. Basándose en sus estudios de historia antigua, Velikovsky intentó mostrar que los relatos de los primeros libros de la Biblia, tan a menudo considerados como sólo leyendas, eran básicamente históricos y que se hallaban corroborados por las leyendas de otras razas antiguas que existieron al mismo tiempo.

    Velicovsky alegó que la tierra había experimentado catástrofes de impactos planetarios tan "recientemente" como hacía sólo dos mil años, durante cuyos períodos, tal como se registraba en la Biblia, el Sol había permanecido inmóvil en los cielos, el mar Rojo se había separado y unido de nuevo, había caído el maná del cielo y alimentado a los israelitas, grandes plagas habían asolado Egipto; en resumen, que los milagros de la era de Moisés eran hechos verídicos. mantuvo sus teorías incluso en unos suposiciones aún más sorprendentes; que parte del planeta Júpiter, se había desgajado y formado un cometa; que el cometa se había desviado cerca de Marte, y que el cometa había seguido su camino dentro de nuestro sistema solar, originando periódicamente mareas de ondas y enormes terremotos en la Tierra, hasta que se convirtió en el planeta Venus.

Según Velicovsky, la destrucción en masa de los seres humanos había sido detallada en casi todos los archivos antiguos, y las extinciones en masa de los animales quedaban evidenciadas en las cavernas y estratos por todo el mundo. A pesar de que Velicovsky recopiló con asiduidad evidencias que corroboran todo esto, a partir de escritos antiguos y leyendas, sus teorías, por lo general, fueron ridiculizadas por el establecimiento científico. un distinguido astrónomo británico declaró que su libro era "todo mentiras", añadiendo que él "nunca lo había leído y que nunca lo leería".Como es de suponer, el público sí lo leyó y con enorme entusiasmo.

    El autor preguntó a Velicovsky, poco antes de su muerte, cómo había sido capaz de predecir, mucho antes de que se conociera "oficialmente", que la superficie de Marte estaba cubierta de cráteres, que Venus gira en sentido contrario a los demás planetas de nuestro sistema y que los planetas y el Sol poseen cargas eléctricas positivas y negativas. También preguntó cómo sabía con antelación que la temperatura superficial de Venus era de más de cuatrocientos grados centígrados, cuando el mismo Einstein había previsto que sería inferior a los cuatro grados centígrados bajo cero...

    Velikovsky respondió de manera indirecta.

    Dijo:

    -Usted sabe que el Museo Británico posee millares y millares de tablillas babilónicas de arcilla, que aún no se han traducido o publicado. Ofrecen una información interesante y pertinente acerca del sistema solar a todos aquellos que se tomen la molestia de leerlas.

También cabe agregar que el doctor Velicovsky tenía suma pericia en lenguas del Oriente Medio y podía leer los textos cuneiformes inscritos, tanto de Asiria como de Babilonia.

Fdo. Cristobal Aguilar.


Image Hosted by ImageShack.us
By cristobalaguilar at 2011-02-03
Comentarios
 
¡Recomienda esta página a tus amigos!
Powered by miarroba.com
In nomine Patris et fillii et Spiritus Sancti