S?bado, 07 de noviembre de 2009
HIERBA DE SANTA MARÍA - EL LUGAR DEL ALQUIMÍSTA

Nombre común o vulgar: Hierba de Santa María, Hierba romana, Menta romana

Nombre científico o latino: Tanacetum balsamita

La hierba de Santa María es una planta vivaz, de las que echan nuevos vástagos en primavera.

Entre las acciones farmacológicas más destacables a nivel popular, la que más fama tiene es la que ejerce sobre los gusanos intestinales.

Según se cuenta, esta hierba, administrada convenientemente, consigue paralizar la actividad vital de los gusanos y -aunque no llega a acabar con su vida- facilita enormemente su expulsión si se emplea junto con algún purgante.

Otra de las acciones que se le atribuyen es la de descargar el hígado, es decir, que actúa como colerético.

Sin embargo, estas acciones no están todo lo estudiadas que debieran, por lo que conviene manejarla con cuidado.

Su empleo se debe dejar en manos de profesionales, pues en la actualidad existen remedios mejores, sobre todo para expulsar lombrices intestinales.

La hierba de Santa María es conocida desde la Antiguedad y ya la utilizaban los egipcios y los griegos. Tambien es conocida como menta romana y Balsamita major, L. Es una planta vivaz, resistente a las heladas, con hojas que aparecen en la base del tallo y que son más abundantes si se impide que la planta desarrolle el gigantesco ramillete floral. Las hojas largamente pecioladas de la base se recolectan dejando secar los limbos a temperatura ambiente en un lugar bien ventilado. Las hojas secas, molidas o trituradas se conservan en recipientes herméticos. También pueden consumirse frescas para aromatizar ensaladas o sopas. Tienen un olor de menta-citronelada que conserva durante mucho tiempo y un sabor ligeramente amargo. Contiene un principio activo, la tujona , que es ligeramente tóxica, de modo que la ingestión de grandes cantidades de la planta puede producir convulsiones.

De las hojas de la hierba de Santa Maria se extrae un aceite de tiene propiedades insecticidas. Las tisanas de esta planta son muy apreciadas, atribuyéndoles un efecto astringente, antiséptico, antiespasmodico, carminativo, colagogo y sedante. Se ha descrito un efecto protector hepático de los extractos alcohólicos de esta planta en algunos experimentos en animales de laboratorio

En algunos países, el uso de la hierba de Santa María está restringido debido a la posible toxicidad de la tujona.

Fdo. Cristobal Aguilar.




Image Hosted by ImageShack.us
By cristobalaguilar at 2011-02-03
Comentarios
 
¡Recomienda esta página a tus amigos!
Powered by miarroba.com Contador de visitas y estadísitcas
In nomine Patris et fillii et Spiritus Sancti