S?bado, 26 de septiembre de 2009
LA ASTROLOGÍA - EL RENACER DE CIENCIA ANTIGUA

La palabra «astrología» significa ‘estudio de los astros’. Proviene del griego: αστρολογία (astrología), de άστρον (ástron): ‘estrella’ y λόγος (logos): ‘palabra, estudio’.

En algunos textos astrológicos se registra una etimología errónea (más «esotérica»Gui?o: astro ‘ser’, y logía: ‘lógica’.

La astrología es un conjunto de creencias que pretendeconocer y predecir el destino de las personas, y con ese conocimientopronosticar los sucesos futuros. Supone el llegar a ese conocimientomediante la observación de la posición y el movimiento de los astros.Las personas que practican la astrología sostienen que las posicionesde estos ejercen influencia o tienen correlación con los rasgos de lapersonalidad de la gente, los sucesos importantes de sus vidas, eincluso sus características físicas.

En la antigüedad, la astrología concurría con la astronomía (estudio científico de los cielos), pero ambas se fueron separando después del Renacimiento a raíz del racionalismo (al igual que la alquimia de la química). El empleo de esta disciplina en el mundo actual, con la pretensión de ser conocimiento válido, la vuelve una pseudociencia.

Se pueden formular un buennúmero de críticas válidas de la astrología: por ejemplo, su aceptaciónde la precesión de los equinoccios al anunciar una «era de Acuario» ysu rechazo de la precesión de los equinoccios al hacer horóscopos; suignorancia de la refracción atmosférica; su lista de objetossupuestamente celestiales que se limita principalmente a objetosconocidos por Tolomeo en el siglo II e ignora una enorme variedad denuevos objetos astronómicos descubiertos desde entonces;  laimposibilidad de la astrología de pasar el test de los gemelosidénticos, las importantes diferencias en horóscopos hechos a partir dela misma información de nacimiento por diferentes astrólogos, etc.
Carl Sagan en El mundo y sus demonios.

Los orígenes de la astrología se mezclan con los de la astronomía, ya que prácticamente todas las civilizaciones han acudido a los astros tratando de averiguar el destino de los seres humanos.

La astrología, tal y como la conocemos, nació en Babiloniahace más de 5000 años. Se trataba de una mezcla de religión, ciencia ycreencias. La parte científica estudiaba la evolución de los astros alo largo del tiempo, y detectaba y determinaba la concurrencia deciertos eventos. La parte religiosa intentaba determinar relacionesentre los eventos cósmicos y los sucesos terrenales como la caída dereyes o resultados de batallas.

La observación del cielo proporcionó grandes instrumentos de cálculoy las bases de la astronomía y astrología actual, de las que destaca elactual horóscopo,por otra parte ya desfasado puesto que las estrellas sí se mueven,aunque despacio, a lo largo del tiempo. Otros pueblos desarrollaron supropia astrología, y aunque se combinaron durante toda la edad antiguaconservaron sus diferencias. Los egipcios, por ejemplo, mejoraban lamedición e incluían los ángulos relativos y no sólo las colisiones.

Después pasó a Grecia y Roma, con predominio del vocabulario claramente zoroástrico. En Grecia y Egipto empezó a nacer la astronomía como conocimiento puro separándose de las supersticiones. En Roma se empezó a denunciar tímidamente a la astrología como superchería.

Ptolomeo en su Almagesto recupera la división clásica zoroástricadándole una precisión astronómica a la división del cielo en 12sectores. En China, de manera independiente, se desarrolló también unaastrología, similar en algunas cosas a la occidental y distinta enotras muchas.

En sus inicios, el cristianismo —sobre todo los Padres de la iglesia—, se dio cuenta de que la astrología contradecía la doctrina católica, pues de algún modo parecía contradecir el libre albedrío. La postura oficial de la Iglesia Católica fue la del rechazo y condenar a sus seguidores.

San Agustíncondenó duramente la astrología, porque absolvía a los pecadores y leatribuía las culpas «al Creador y gobernante del cielo y lasestrellas». Sin embargo, a pesar de las condenas oficiales, laastrología se conservó durante el oscurantismo de la Edad Media y conmejor suerte que el resto de tradiciones paganas, muchas de ellas realmente perseguidas bajo la acusación de brujería.Lo interesante es que muchos reyes católicos dentro de sus cortes, eranauxiliados por algún astrólogo, para la toma de decisiones.

A partir del siglo XIV la astrología sufrió un duro revés. Nicolás Copérnico en su obra De revolutiónibus órbium coelestium, propuso que los planetas se mueven alrededor del Sol, y no en torno a la Tierra,como creían casi todos los antiguos, incluyendo los astrólogos. Estoinvalidaba todas las predicciones clásicas de la astrología.Paradójicamente, su teoría contó con gran resistencia por parte de la Iglesia Católica porque contradecía a las escrituras.

En ese momento la astrología se separa de la astronomía y de la religión. Johannes Keplermanifestó en sus escritos que no creía en la astrología pero que era elmedio habitual de ganarse la vida y conseguir dinero de reyes y nobles.En esos tiempos difíciles, los astrónomos necesitaban una excusa parasu supervivencia.

La astrología sobrevivió al Renacimiento y a la eclosión de la ciencia adaptándose. Así, los astrólogos desecharon la teoría de los cuatro humores, aunque se mantuvieran algunos restos. A medida que se fueron descubriendo nuevos planetas en el Sistema Solar,a Escorpio, Acuario y Piscis, se les adjudico una nueva regencia. Porlo tanto estos planetas además de tener su regente actual, tienen comoco-regentes a sus primeros planetas.Por ejemplo, el signo Piscis estaba regido por Júpiter hasta que en 1846 se descubrió Neptuno,que se transformó en el planeta de dicho signo. Actualmente Júpiterrige a Sagitario y es co-regente de Piscis y Neptuno, como regente delsigno.

Según la astrología occidental, el destino de cada ser humano se veríaafectado en gran medida por el influjo de la posición de los astros,en el momento y lugar de su nacimiento, a partir de los cuales seobtiene su carta astral. El movimiento de los astros marcaría la suertede individuos, e incluso de grupos, países, negocios, etc.

La posición relativa del Sol respecto de las constelaciones del zodíaco en el momento del nacimiento de una persona determina su signo astrológico.

Las constelaciones son grupos de pocas estrellas que el hombre ha dado nombre y forma para poder ubicarse en el cielo y aparentan estar fijas en el cielo. La eclíptica, que es el plano por el que se traslada la Tierra respecto al Sol, es especialmente importante para la astrología. Allí están las doce constelaciones de las «estrellas fijas». En el sentido contrario a las agujas del reloj, son:

  1. Aries
  2. Tauro
  3. Géminis
  4. Cáncer
  5. Leo
  6. Virgo
  7. Libra
  8. Escorpio
  9. Sagitario
  10. Capricornio
  11. Acuario
  12. Piscis.

Los tamaños y formas de las constelaciones han sido fijadas porconvención, siendo de tamaños muy variados. Según esta convención seaceptan 88 constelaciones claramente delimitadas usando el sistema decoordenadas estelares.

Fdo. Cristobal Aguilar.

 







Image Hosted by ImageShack.us
By cristobalaguilar at 2011-02-03
Comentarios
 
¡Recomienda esta página a tus amigos!
Powered by miarroba.com Contador de visitas y estadísitcas
In nomine Patris et fillii et Spiritus Sancti