Viernes, 28 de agosto de 2009
¿CRISTO ESTA REALMENTE PRESENTE EN LA SAGRADA FORMA Ó ES SOLO UN SIGNO DE SU PRESENCIA?

Te voy a citar las palabras del Catecismo de la Iglesia católica al respecto de este tema, pues me parece muy importante que a todos nos quede claro la presencia real y verdadera de Cristo en la Eucaristía.

"Cristo Jesús que murió, resucitó, que está a la derecha de Dios e intercede por nosotros" (Rm 8,34), está presente de múltiples maneras en su Iglesia (cf LG 48): en su Palabra, en la oración de su Iglesia, "allí donde dos o tres estén reunidos en mi nombre" (Mt 18,20), en los pobres, los enfermos, los presos (Mt 25,31-46), en los sacramentos de los que él es autor, en el sacrificio de la misa y en la persona del ministro. Pero, "sobre todo, (está presente) bajo las especies eucarísticas" (SC 7).

El modo de presencia de Cristo bajo las especies eucarísticas es singular. Eleva la eucaristía por encima de todos los sacramentos y hace de ella como la perfección de la vida espiritual y el fin al que tienden todos los sacramentos. En el santísimo sacramento de la Eucaristía están contenidos verdadera, real y substancialmente" el Cuerpo y la Sangre junto con el alma y la divinidad de nuestro Señor Jesucristo, y, por consiguiente, Cristo entero. "Esta presencia se denomina `real', no a título exclusivo, como si las otras presencias no fuesen `reales', sino por excelencia, porque es substancial, y por ella Cristo, Dios y hombre, se hace totalmente presente" (MF 39). (Catecismo n. 1373 y 1374).

Hostia en la Iglesia Católica


Los cristianos católicos creen en la transubstanciación, que consiste en la conversión de la hostia en el cuerpo y la sangre de Cristo. Esto sucede en el momento de la consagración que es una de las partes de la misa. Acto seguido de la transubstanciación (tras rezar el Padrenuestro) pasan a recibir a Cristo cuando comen la hostia en la comunión, como parte del sacramento de la Eucaristía o Santa Misa.

A partir del momento de la transubstanciación, se conoce también a la hostia con el nombre de Sagrada Forma o Forma Consagrada. Los cristianos católicos creen que Jesucristo se encuentra presente en las especies del pan y del vino. "Con el fin de desterrar de raíz la inválida noción de que, en la Eucaristía recibimos meramente el Cuerpo y la Sangre de Cristo y no a Cristo en su totalidad, el Concilio de Trento definió la Presencia Real como que se incluye en la Eucaristía el Cuerpo, Alma y Divinidad de Jesucristo."

Las hostias que no son consumidas en la comunión suelen quedar reservadas en los sagrarios o tabernáculos de las iglesias, de forma que los cristianos católicos que creen en la presencia de Jesucristo, puedan ir a visitarle y a rezar ante Él.

Cuando se administra la comunión a un enfermo terminal se conoce al sacramento con el nombre de viático.

Eso es lo que significa etimológicamente.

Hostia en la Iglesia Protestante


Todo lo dicho anteriormente es aplicable al caso de la Iglesia Protestante, pues la mayor parte de ésta aun conserva el sacramento de la Eucaristía. Sin embargo el protestantismo no acepta la presencia real de Jesús en la hostia, por lo que el pan en este caso es símbolo de Jesucristo y no Jesucristo mismo.

Por tanto que nos quede claro que para los cristianos, debemos saber que Cristo -- esta realmente presente en la sagrada forma, una vez que es consagrada en la misa -- y por tanto es a Cristo a quien recibimos. Muchos sacerdotes actuales a la luz de la "teología" no creen en esta realidad y dicen que es un símbolo. Sin embargo si creen en otras cosas a "pies juntillas" quizás más fabulosas que creer en la "real presencia de Jesús en el Sagrario ó en la Comunión". El autor del Blog.

Fdo. Cristobal Aguilar.

Image Hosted by ImageShack.us
By cristobalaguilar at 2011-02-03
Comentarios
 
¡Recomienda esta página a tus amigos!
Powered by miarroba.com Contador de visitas y estadísitcas
In nomine Patris et fillii et Spiritus Sancti