Martes, 11 de agosto de 2009

ORACIÓN PARA PEDIR FAVORES.

Es la oración que se realiza con la intención pura y llanamente de obtener algún favor o concesión, que por otros caminos, se percibe dificil de conseguir. Para que las oraciones en las que pedimos cosas tengan efecto, es recomendable lo siguiente:

- La oración de petición tiene tres partes: la oración, la petición que hacemos y la promesa de cumplir "algo determinado" en el caso de ser escuchados.

- La petición no debe de causar daño a otras personas.

- Lo que pidamos debe tener una intención pura y estará siempre guiada por una voluntad limpia de egoísmos. Las peticiones que normalmente son mas "escuchadas", por los Santos y demás entidades son aquellas en las que está ausente una intención egoísta y, especialmente las que hacemos para ayudar a los demás. Estas serán siempre escuchadas y tengamos la total certeza de que se nos concederá.

- La oración ha de dirigirse con devoción a la potencia espiritual invocada y fe en que será atendida. Si ponemos devoción, fe y esperanza, eso atrae la voluntad de las potencias espirítuales; mientras que si no hay fe o mas bien dudas,  generan vibraciones de rechazo.

- Este tipo de oraciones no deben de pedirse muy a menudo (es recomendable); sólo recurriremos en casos muy críticos y de importancia, de que no se pueden solucionar por otros medios que no sean una intervención de Dios.

- Es recomendable acompañar a esta petición con una limosna (la caridad abre el cielo de par en par), obra de caridad, ayudar a alguien, una confesión de nuestros pecados, etc...

Fdo. Cristobal Aguilar.


Image Hosted by ImageShack.us
By cristobalaguilar at 2011-02-03
Comentarios
Publicado por yessu
Lunes, 08 de noviembre de 2010 | 21:38

hola q tal es la primera vez q entro a esta pagina y me gusto la cancion  q esta de fondo quizas me puedan pasar el dato de quien es q canta si porfavor chau asta pronto.

 
¡Recomienda esta página a tus amigos!
Powered by miarroba.com Contador de visitas y estadísitcas
In nomine Patris et fillii et Spiritus Sancti